Calefacción y radiadores de baja temperatura

Los radiadores convencionales comunes que todos conocemos, ya sean aluminio, chapa o de fundición, necesitamos hacerlos trabajar con altas temperaturas de agua, para aportar la potencia calorífica para la que han sido diseñados. Esto produce que, si a la hora de renovar nuestra caldera por una de condensación que están optimizadas para trabajar a bajas temperaturas de emisión, o que estemos pensando en instalar en nuestro hogar una aerotermia o una geotermia; este tipo de emisores no sean los más eficientes, por lo que el ahorro energético y el confort térmico que podríamos obtener no será el óptimo.

Desde siempre los radiadores convencionales trabajan con saltos térmicos elevados, es decir, que necesitan una entrada y una salida de agua a elevada temperatura:

saltotermicoenradiador - Calefacción y radiadores de baja temperatura

Tradicionalmente, en un radiador convencional, el agua procedente de la caldera entra a 75ºC y sale a 65ºC en condiciones normales.

En la actualidad, la eficiencia energética  intenta reducir al máximo la diferencia de temperatura entre la temperatura del agua de calefacción  y la del ambiente. El Reglamento de Instalaciones Térmicas en Edificios, desde el 2013 fija que el salto térmico para el calculo de emisores de calefacción sea de 40º, lo que nos obliga a tener una temperatura media del radiador de 60º.

Tipos de radiadores a baja temperatura

Actualmente tenemos dos formas de trabajar con radiadores de baja temperatura:

La primera que se ha venido desarrollando ya fuertemente en los últimos años es la conocida como «radiadores LOW H2O»  o de baja carga de agua como los de la marca  JAGA.   estos radiadores contienen entre un 80%-90% menos de agua que un radiador convencional, reduciendo la cantidad de masa que tienen que calentar para producir calor. El intercambiador de calor, por lo general, suele ser de un aleteado de aluminio implementando tuberías de cobre que transfieren el calor a la habitación inmediatamente.  Es la opción más cara pero más eficiente, y la desarrollaremos en un articulo posterior.

radiador baja temperatura 300x242 - Calefacción y radiadores de baja temperatura
Radiadores baja temperatura LOW H2O

La otra opción consiste en sobredimensionar  la instalación. Esta opción es la más económica y viable en muchos casos, especialmente en vivienda antigua, ya que la instalación de los radiadores LOW H2O requieren también de una conexión eléctrica. Sobredimensionando los radiadores, conseguiremos calefactar con las mismas calorías a menor temperatura, a costa de aumentar el tamaño de los emisores.

Tradicionalmente, en un radiador convencional, trabajando con calderas de no condensación el agua procedente del sistema de generación de calor entra sobre 75ºC y sale a 65ºC. Actualmente el Reglamento de Instalaciones Térmicas en Edificios, desde el 2013 se fija una temperatura media del radiador de 60ºC con  lo que el salto térmico con el que hay que calcular la necesidad de emisores de calefacción es de 40º.  Con esta temperatura media estaríamos consiguiendo rendimientos superiores al 95% en una caldera e condensación. Si el calculo lo realizamos para una temperatura media de 50ºC estaríamos hablando ya de rendimientos del 100%.

¿Es Necesario cambiar la instalación existente?

Cada caso debe ser analizado individualmente. Si tenemos una instalación de radiadores convencionales calculados para trabajar a alta temperatura, y ahora instalamos una caldera de condensación o una bomba de calor, es altamente posible que si necesitemos aumentar el número de elementos, o elegir unos elementos más eficientes. Debemos de  tener en cuenta también  que en muchas de nuestras viviendas muy probablemente hayamos realizado a lo largo de los años obras en fachadas que mejoren el aislamiento, o cambio de ventanas que minimicen las perdidas caloríficas; cosas todas ellas que provocan un menor numero de calorías para calefactar la estancia.

Es por ello que el profesional debe  realizar un nuevo calculo de las necesidades caloríficas de la vivienda y  efectuar un nuevo dimensionamiento de la instalación basándose en la formula siguiente:                                             

                                              ∆T = (Tª ida calefacción + Tª retorno calefacción) / 2 – Tª ambiente.                               

En nuestro caso con una temperatura media de 60ºC y 20ºC de temperatura en el local a calefactar obtenemos una ∆T= 40ºC, con la que acudimos  a los datos de referencia que da el fabricante de los radiadores .  

emisiones dubal - Calefacción y radiadores de baja temperatura

En este caso vamos a elegir unos radiadores Baxi Dubal en donde nos podemos dar cuenta de la diferencia que existe entre el número de elementos que hacen falta entre trabajar a una temperatura media de 70ºC o 60ºC. (columnas nº 2 y 3) Más de un 35% de diferencia.

confrontando los datos de necesidades caloríficas obtenidos anteriormente, con los datos de superficie de radiador que necesitamos con baja temperatura, ya sabemos si es suficiente la instalación existente o la necesitamos aumentar. 

En una obra nuevas el CTE (Código Técnico de la Edificación)  nos obliga ya hoy en día a unos aislamientos térmicos que disminuyen en mucho las perdidas caloríficas de la vivienda; (Más de un 35% respecto al anterior NBE-CT79). Menor perdida calorífica significa menor demanda térmica y menor número de radiadores.  Con lo cual hoy en viviendas nuevas con radiadores del mismo tamaño que los usados con anterioridad en viviendas con peor aislamiento podremos trabajar a temperaturas medias de radiador más bajas.

Ventajas de los radiadores a baja temperatura
  • Facilidad de instalación tanto en obra nueva como de adecuación de la ya existente.
  • Es la opción más económica en comparación a otros sistemas de calefacción
  • Mayor eficiencia energética, ya que una temperatura de impulsión baja produce menos perdidas y aumenta la eficiencia de los generadores térmicos actuales (aerotermia, condensación, geotermia…)
  • Mayor calidad y confort de calor ya que en un radiador convencional con impulsión superior a 70ºC , aproximadamente el 80% de la transmisión de calor es por convención y el 20% por radiación, en el caso de los radiadores de baja temperatura podríamos decir que la emisión de calor se produce por convención, por lo que aumenta así la sensación de confort y la emisión se produce de forma más eficiente. En el caso de los radiadores a baja temperatura, al ser una temperatura más baja, unos 50º por ejemplo, el calor se emite por radiación, el calor se emite de forma más directa y sin zonas con golpes de aire excesivamente cálido y seco.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: